Durante los meses estivales, las temperaturas aumentan en gran medida en numerosos puntos de España. Salir a la calle cuando el sol está en su plenitud puede ser una tarea complicada. Así como conciliar el sueño, que para algunas personas es simplemente imposible. ¿Estás en una situación parecida? En la entrada de hoy vamos a mostrar 5 consejos para dormir mejor en verano que te ayudarán a solucionar tu problema. ¡Comenzamos!

 

Elige el tejido adecuado

Utiliza siempre tejidos ligeros y transpirables en tus pijamas y sábanas, como por ejemplo el algodón, la seda o la fibra natural. ¿Todavía tienes calor? Pues entonces prueba a introducir tus sábanas en el congelador durante unos minutos. Estarán muy fresquitas y conseguirás dormirte enseguida.

 

La temperatura de la habitación

Tu dormitorio debe tener la temperatura adecuada, por lo que es buena idea que ventiles la habitación y renueves el aire. Así, al mismo tiempo que aumentas la sensación de frescor eliminarás los malos olores. No recomendamos encender el aire acondicionado por la noche. Ya que está en el origen de dolores de garganta y dolencias musculares, como la lumbalgia.

 

Duchas con agua fría… ¿o caliente?

Aunque te apetezca ducharte con agua helada antes de meterte en la cama, no deberías hacerlo. ¿Por qué? Tu organismo tendrá que gastar un montón de energía para devolver tu cuerpo a su temperatura habitual. Y este proceso va a generar más calor cuando estés intentando descansar. Por lo tanto, lo mejor es que te duches con agua templada o caliente. Ya que de paso ayudará a que tus músculos se relajen y podrás dormir a pierna suelta.

 

¡Hidrátate!

Con el aumento del calor corremos el riesgo de deshidratarnos con mayor facilidad. Bebe mucha agua cuando hagas deporte y ten siempre una botella al lado. También en la mesita de noche, para que así puedas refrescarte en cualquier momento. Y ya de paso cena ligero. Por ejemplo, una ensalada y una pieza de fruta te ayudarán a estar hidratado y quedarte dormid@ más rápidamente.

 

Duerme sol@

Y acabamos la entrada de hoy con un consejo que puede que no guste a todos por igual. Ten en cuenta que nuestro cuerpo genera una gran cantidad de calor, por lo que dormir acompañado doblará la temperatura. ¿No te convence? Te invitamos a que lo pruebes y nos cuentes. Esperemos que te hayan servido estos consejos para dormir mejor en verano. ¡Hasta otra!

Aquí te dejamos con otra de nuestras entradas más leídas, en la cual te indicamos a cómo descansar correctamente si sufres problemas de manera habitual.

 

Créditos Imagen